Blogia
Una mirada alrededor

Sobre héroes y víctimas

alex02

"Don’t create an idol for yourself": Kruglov Alexander


EL EMBAJADOR Y EL GENERAL INFAME

El pasado dia 27 de mayo se inauguró en la ciudad marroquí de Beni Enzar, provincia de Nador, un museo dedicado al geneal Mohamed Mizian.

Militar marroquí que estuvo al servicio del Ejército colonial español y que participaría junto con las tropas bajo su mando en el golpe militar franquista y posterior guerra civil española. Con la independencia de Marruecos pasaría a formar parte del Ejército de Marruecos. A dicha inauguración asistió el embajador español en Rabat, Don Luis Planas, y un representante del agregado militar de la embajada.

No sé si en el museo figura una de sus hazañas realizada durante la guerra civil española, muy conocida, por haber sido varias veces citada. La que relata el periodista estadounidense John Whitaker, y que no resisto transcribir literalmente:


“Me encontraba con este militar moro en el cruce de carreteras cercano a Navalcarnero, cuando dos muchachas españolas, que parecían no haber cumplido aún los veinte años, fueron conducidas ante él. Una de ellas había trabajado en una fábrica de tejidos de Barcelona y se le encontró un carnet sindical en su chaqueta de cuero; la otra, de Valencia, afirmó no tener convicciones políticas. Después de interrogarlas para conseguir alguna información de tipo militar, El Mizzian las llevó a un pequeño edificio que había sido la escuela del pueblo, en el cual descansaban unos cuarenta moros. Cuando llegaron a la puerta, se escuchó un ululante grito salido de las gargantas de los soldados. Asistí a la escena horrorizado e inútilmente indignado. El Mizzian sonrío afectadamente cuando protesté por lo sucedido, diciendo: Oh, no vivirán más de cuatro horas”.


No creo que las autoridades marroquíes y, sobre todo, el embajador y el agregado militar español en Rabat, sean tan ignorantes para desconocer esta “hazaña”, una de tantas, del glorioso jefe de regulares y de las tropas bajo su mando. Pero, por si acaso, humildemente les sugiero la conveniencia de que dicho texto sea colocado en un lugar destacado del museo, como ejemplo de las “virtudes militares” del “glorioso Jefe Mizzian” y, por extensión, del glorioso “Ejército colonial español“ .

Fdo. Francisco Pérez
Vocal de reivindicación de la Asociación Memoria Histórica y Justicia de Andalucía.


En la apropiada, generosa y justa renuncia a la venganza de muchos, otros encontraron el portalón abatible por el que continuar trasvasando retales de viejas ignominias. ¿No fue suficiente con las décadas de exaltación patriótica de criminales vivos que, aun descarnados sus huesos, se les mantiene la honra y el homenaje alzándoles un pedestal sobre la despojada memoria de sus víctimas?

¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres

8 comentarios

felipe -

me ha estremecido el antecedente del héroe. Me estremece la falta de memoria,
un abrazo

Una mirada ... (Et in Arcadia, ego) -

Don Pepe siempre aliñando el panorama del esperpento...

Otro abrazo para ti, Algarabía.

algarabía -

Y pasa así de puntillas en esa prensa que ya no informa sino maleduca. Igual que la gloriosa condecoración que esta misma semana ha concedido el Congreso, a instancias de ex-Bono, al jefe del ejército de tierra de EEUU. Museos y medallas para criminales en tiempos de "socialismo obrero".

Un abrazo

Una mirada... -

Eso es lo incomprensible, Trini: Que a la inauguración de un museo en memoria de un personaje de esa calaña, acudan representantes españoles. En el Ministerio de Asuntos Exteriores español han perdido el juicio y, lo que es peor, la memoria.
Un abrazo.

P.S.- Interesantísima esa charla que comentas -seguro-.

**********

Excelsa experiencia la tuya, Monocamy, observando la “trasera” de ese Amor a la Patria ornamentado de medallas, armas al hombro, rígidos movimientos y estatuas humanas prietas las filas…
Saludos cordiales.

**********

Y qué frágil es, Sigiloso, esta memoria colectiva nuestra que antepone la parafernalia al respeto debido para con quienes fueron pisoteados y, a la vez, condenados al olvido.
Cordialísimos saludos.

**********

Ojalá, Con Sal En Los Labios, hubiéramos, tú y yo, errado; desgraciadamente, no: Un militar con un pasado execrable es públicamente homenajeado en su país de origen y al evento acuden representantes del gobierno democrático de España, país donde, precisamente, el militar citado cometió sus tropelías.
Dolorosamente, así se escribe la historia.
Saludos cordiales.

Con Sal en los Labios -

Me he quedado sin palabras, no sé si juzgué e imaginé bien el final de ese párrafo horroroso que has escrito, y no soy Española, y me duele, demasiado... No puedo creer que las injusticias en el mundo sean tan injustas, y que la justicia, no la de los hombres, sino la que cada uno de nosotros llevamos dentro, sea tan pero tan ciega y permisiva, y sobre todo tan amnésica...

Un abrazo horrorizado,

Sigiloso -

Gracias por volver, Mirada, y por volver con este triste recuerdo, para que no olvidemos y para seamos conscientes de la fragilidad de la memoria...

monocamy -

He trabajado 11 años en un cuartel general del ejército y me he hartado de ver generales, coroneles y tenientes coroneles, jefes del Estado Mayor y visitas oficiales de otros altos mandos de otros ejércitos. Aquello parecía, en ocasiones, la bóveda celeste, plagada de estrellas y brillantes condecoraciones.

A la hora de la verdad, en el trato diario (puesto que trabajaba para ellos) existían amables excepciones pero, en general, se trataba de gente necia, poco elegante e, incluso, escasa vocación.

Yo los veía cuando públicamente se condecoraban entre sí. Y los veía cuando, en privado, se apuñalaban las espaldas. Los vi, de hecho, ejerciendo de embriagados anfitriones en piscolabis vergonzantes (en pleno horario laboral, ni siquiera esperaban a que terminara la jornada de trabajo) mientras, en algún lugar, un Yakolev se despiezaba, estrellándose contra un cerro.

Aún así, y a pesar del aroma bastardo que allí se respiraba, sus biografías hablarán de importantes conquistas, generalmente institucionales o sociales y alguna que otra militar.

Trini -

Y encima van y le ponen un museo. Y además en connivencia los embajadores para más rimbombancia. Seguro que no habrá en todo Marruecos gente con más merecimiento para tal honor...
Pues si que era piadoso el general…Seguro que todos los que asistieron al acto estaban al corriente de sus “hazañas” pero habrán hecho la vista gorda y habrán posado en la foto.

Hace algunos días, en mi pueblo, se ha celebrado una jornada de la memoria histórica, más vale tarde que nunca, al fin se ha hablado públicamente de ellos.
¿Y esta publicidad? Puedes eliminarla si quieres